22 junio 2012

Avionetas en hangares privados repartiendo droga

La Guardia Civil ha culminado en el aeródromo de Casarrubios del Monte, en el sur de la Comunidad de Madrid, una operación contra el tráfico de droga a gran escala desde varios países africanos a Madrid y el sur de España. Los agentes han detenido a tres personas de una compañía aérea privada que se encargaba presuntamente de planificar los viajes con los cargamentos de polvo blanco, según fuentes cercanas a la investigación. 

Al mismo tiempo, se ha procedido a clausurar uno de los hangares de esta empresa y se han intervenido avionetas y numerosos ordenadores, así como diverso material y documentación y algunos discos duros, de acuerdo con las mismas fuentes informantes. 

A lo largo de los registros no se han hallado ninguna sustancia estupefacientes por parte de los agentes. 

La redada desarrollada en Casarrubios del Monte está relacionada con el accidente de un helicóptero ocurrido hace tres meses en una localidad sevillana y con el hallazgo de otro avioneta con droga en un descampado de la provincia de Córdoba. 

Tras varios meses de pesquisas y averiguaciones los agentes del Instituto Armado reunieron pruebas para implicar a la compañía aérea madrileña en este tráfico de cocaína a gran envergadura. Las averiguaciones de los agentes de la Guardia Civil apuntan a que la compañía aérea madrileña colaboraba con la organización y les ayudaba a planear los viajes. 
Su papel en la trama era la de diseñar las rutas y dibujar los caminos aéreos más seguros para eludir la vigilancia policial. 

Para el transporte de la cocaína empleaban avionetas y helicópteros que supuestamente se encargaban de fotografías aéreas y de trabajos relacionados con este ámbito. Los agentes creen que era una tapadera para los negocios de la trama. 

Ahora se trata de averiguar si la pista de aterrizaje de Casarrubios del Monte era utilizada por la organización para el traslado de los cargamentos de cocaína. 
También se cree que la droga que la mafia traía a España procedía de Sudamérica. Desde allí era trasladada a países africanos por mar y el destino final era la península. 

Los agentes estuvieron el pasado miércoles por la tarde registrando las instalaciones del aeródromo durante varias horas con la preceptiva orden judicial. 
Durante la operación se detuvieron a tres personas de la compañía, entre ellos a uno de los responsable de la misma. 

Esta investigación de la Guardia Civil comenzó hace al menos un año con el hallazgo de una avioneta con restos de cocaína en un paraje de un pueblo cordobés. 

Posteriormente, se produjo hace tres meses el accidente de un helicóptero en un entorno de difícil acceso de la localidad sevillana de El Cuervo. Murieron sus tres ocupantes. Desde el primer momento se sospechó que este siniestro estaba relacionado con el narcotráfico. La falta de identificativos del aparato, la ausencia de plan de vuelo y el hecho de que nadie reclamara por el accidente ya hicieron sospechar a los investigadores de la Guardia Civil de un posible caso de contrabando de droga. Helicópteros similares al caído habían sido empleados ya en otras operaciones de narcotráfico al ser fácil de camuflar.

No hay comentarios:

Publicar un comentario