11 julio 2013

La versión pictórica de Carmen

Hoy se inaugura en Madrid una exposición sobre los estudios escenográficos que García Ergüin concibió para la producción de la ópera de Bizet Carmen que presentó el teatro Arriaga en la pasada temporada. La sala de la Caja de Ahorros de Navarra acogerá hasta el 31 de este mes una muestra, en la que figuran lienzos de gran formato y pinturas gouache que pretenden captar el espíritu de esta ópera basada en textos de Merimée. Para ello, García Ergüin lleva a cabo un estilo de intenso expresionismo basado fundamentalmente en una pincelada vigorosa y en el color rojo que surge de los fondos en nebulosa de las obras. 

Quizá, el recuerdo más inmediato, la deuda más acusada, sea la que nos trae a la memoria el Goya de las pinturas negras y el de los aguafuertes de fondos oscuros que convierten las figuras en tenebrosas apariciones. La muestra, además, acierta al ofrecer dentro de esas 27 obras que la integran los aspectos que se fueron añadiendo a la representación original. García Ergüin ha aprovechado la ocasión para rendir homenaje a la mezzo Teresa Berganza y al histórico tenor Miguel Fleta a trevés de dos famosas puestas en escena. La Carmen que Nietzsche elogió contraponiéndola a la decadencia cristiana de Wagner, ha sido retratada por García Ergüin tratando de sacar toda su fuerza mediterránea.

No hay comentarios:

Publicar un comentario