13 enero 2015

Romance en el psiquiátrico

La miniserie titulada Entre dos reinos, que estos días se rueda en los estudios de cine Ciudad de la Luz, en Alicante, recuperará la figura de San Vicente Ferrer para narrar una historia de amor imposible ambientada en la Valencia medieval, según explicó ayer su director, Miguel Perelló.

El rodaje de la obra, que cuenta con un equipo integrado en su mayoría por actores y técnicos valencianos, se presentó ayer en el complejo audiovisual alicantino, cuyos platós acogerán la filmación de las escenas de interior.

Según Perelló, la miniserie trata la historia de amor entre una noble valenciana y un médico de origen judío, papeles interpretados por Vanesa Romero y Emmanuel Esparza, respectivamente.

Este romance se desarrolla en el Hospital para Locos, Inocentes y Desamparados, un centro que impulsaron San Vicente Ferrer y el Padre Jofré en el siglo XV.

Perelló precisó que no se trata de una cinta sobre la figura del santo valenciano y aseguró que el componente histórico se trata con «mucho cuidado». No obstante, afirmó que éste queda en un «segundo plano», ya que el objetivo principal es «entretener, más que ser riguroso».

El actor Jaime Linares, que da vida a Ferrer, aseguró que su papel exige «un poco más de responsabilidad» que los que ha interpretado anteriormente porque es el de una persona «muy identificada» con la cultura valenciana.

A su vez, Emmanuel Esparza reconoció sentirse «encantado» con la manera en que la miniserie une una historia de amor con la historia valenciana, además de declararse «encantado» con el reparto.

La actriz alicantina Vanesa Romero afirmó que la obra es para ella un «reto personal», ya que sus últimos trabajos han sido comedias y ahora tiene que enfrentarse a un drama.

No hay comentarios:

Publicar un comentario